Carmelo Blazquez es un Fotógrafo especializado en fotografía artística sobre figura y retrato masculino. Nacido hace 35 años en Fuente Carreteros (Andalucía ), vive desde hace 14 en Barcelona, donde ha forjado su carrera como fotógrafo y conviertiéndose en un sólido referente de la fotografía homoerótica en España. Apasionado del mundo del arte en todas sus expresiones, ha encontrado en la fotografía una herramienta para pintar y esculpir con luz.

ENTREVISTA

carmelo-blazquez-2HOMOCULTURA: ¿Cómo empezaste en la fotografía? 

CARMELO BLAZQUEZ: Siempre me ha apasionado el mundo del arte en todas sus expresiones, pero no he tenido las cualidades necesarias para ser pintor o escultor. En mi casa ha habido una cámara fotográfica desde que yo tengo memoria, a mi familia en general siempre le ha gustado mucho la fotografía. Me ha gustado la fotografía en general, pero especialmente la de viajes y la de desnudo en blanco y negro.

Hace algunos años comencé a estudiar fotografía en la Escuela de Diseño e Imagen IDEP, en Barcelona, y me sentí fascinado al entender que controlar la luz, en fotografía, es como aprender a hacer magia. Retomé el deseo de ser escultor…la oscuridad de mis fotografías son una metáfora del mármol…con la luz, como si fuera un cincel, voy sacando de las tinieblas mi escultura. La fotografía me permite pintar y esculpir con luz. Sacar de la oscuridad de los fondos negros los cuerpos de mis modelos, a veces incompletos, como la escultura a medio terminar o como aquellas que se han deteriorado con el paso del tiempo. Generar una imagen, desde que la imagino, la plasmo en un boceto y luego encuentro al modelo adecuado para llevarla a cabo, me parece un acto místico.

carmelo-blazquez-3H.C: Te has especializado en fotografía artística sobre la figura y retrato masculino, llegando a ser un importante referente de la fotografía homoerótica en este país. ¿Por qué decidiste trabajar en este campo concreto?

C.B: Desde que era pequeño me he sentido atraído por el arte de la belleza y la perfección del cuerpo masculino en plenitud. Ahora sé que había una mezcla entre admiración, prohibición, pecado y deseo. Precisamente fue en la Iglesia donde vi, por primera vez en mi vida, a un hombre prácticamente desnudo y con una musculatura perfecta…desde entonces me ha apasionado la mezcla de erotismo y tragedia que conviven en la imaginería religiosa del Barroco… una terrible agonía en el rostro y en las heridas sangrantes que entraba en contradicción con la belleza del cuerpo masculino perfecto.

H.C: ¿Dónde buscas la inspiración para realizar tu trabajo?

C.B: Mi inspiración la encuentro en los grandes clásicos de la pintura y la escultura. Comenzando por los escultores de la Grecia clásica (Fidias, Scopas, Praxiteles, Policleto, Lisipo, Mirón…) avanzando por todas esas figuras anónimas que nos han heredado los grandes tesoros de la historia del arte del mundo antiguo…mascaras funerarias, orfebrería, los frescos de las tumbas reales egipcias o de la Villa de los Misterios en Pompeya…y una larga lista de pintores PRE Renacentistas así como los propios renacentistas y manieristas…nombrar a alguno sería olvidar a muchos…

carmelo-blazquez-5Me inspiro en los claros oscuros del Barroco, que me parecen fascinantes y por ultimo en los artistas Neoclásicos…en todos ellos hay mucho de lo que a mi me gusta para mi trabajo: cuerpos desnudos, semiocultos, luces y sombras, insinuaciones, tinieblas, alegorías, mitos, simbolismo, misticismo… No quiero dejar de mencionar a grandes grabadistas del siglo XIX como Gustad Doré y otros menos populares pero con obras muy bellas como Sascha Schneider…también me inspira la música, la literatura, la danza… y mis estados de ánimo.

H.C: ¿Cómo definirías tu trabajo?

C.B: Intimo, artesanal…y humilde. En mi estudio, durante la sesión de fotos, solo estamos el modelo y yo. Necesito crear un ambiente acogedor para que el resultado sea el que deseo, pero sobre todo necesito la complicidad del modelo y su comodidad, ya que nos va a regalar uno de los aspectos mas íntimos de su vida: su desnudez. La desnudez solo se muestra al asearnos, cuando amamos, cuando enfermamos o cuando somos amortajados. El ser humano desnudo se siente vulnerable y frágil. Mis modelos aparecen en las fotografías al natural. Generalmente no trabajo con maquilladores ni estilistas, ni ayudantes de iluminación. Busco la belleza natural de la persona.

carmelo-blazquez-6Aunque trabajo de forma artesanal, no renuncio a los avances de la fotografía digital y utilizo programas de retoque fotográfico para hacer mínimas mejoras, pues prefiero hacer una buena foto en el estudio que retocar en exceso en el ordenador. Actualmente creo que se abusa del retoque fotografico… con mi fotografía también me revelo ante el exceso de maquillaje, los estilismos imposibles o los retoques fotográficos que ofenden a la vista…y al buen gusto.

H.C: Dentro del proceso de producción, ¿en qué momento disfrutas más?

C.B: Realmente hay tres momentos muy gratificantes en mi proceso de producción, aunque forman parte del mismo proceso:

El primer momento es cuando realizo el boceto sobre un papel…es un momento de creación puro…allí estoy yo y mis pasiones, mis fobias, mis deseos…si alguien luego copia mis fotos puede copiar la imagen, pero nunca podrán copiar su alma.

El segundo momento solo existe para mis ojos. Se trata del momento en el que tengo al modelo, en carne y hueso, ante mi, dándole vida a la idea que plasmé en el boceto.

Por ultimo, el tercer momento de satisfacción ocurre tras la batalla: en la calma de mi casa, cuando repaso las fotografías que he realizado y veo que aquella imagen que soñé sobre un papel, se ha hecho realidad, y es más perfecta de lo que nunca imaginé.

carmelo-blazquez-4

H.C: ¿Existe el arte Gay o una estética Gay?

C.B: En mi opinión el arte es Universal. No tiene sexo ni orientación sexual. Cada uno podemos hacer una lectura diferente de una obra en función de nuestra ideología, cultura o deseos, pero esto es subjetivo. El ser humano a veces necesita clasificarlo todo pero yo no lo veo necesario.

El David de Miguel Ángel, ¿es arte gay? Claro que los deseos y las pasiones de los artistas influyen en las temáticas y el tratamiento que dan a sus obras pero la obra en sí es Universal. Hay reconocidas obras de arte que han producido en mi persona cierto rubor erótico parecido al orgasmo con su simple contemplación…y no contenía ni un solo desnudo.

Los procesos creativos están impulsados por nuestros deseos, nuestros estados de ánimo, aquello que amamos u odiamos…algunas veces de forma explícita y otras de forma mas implícita…Yo no tengo necesidad de tener diferentes cajones donde ir metiendo fotografías según se consideren arte gay, eróticas, pornográficas o artísticas…ese no es mi problema…

Yo hago lo que me apetece en cada momento sin pararme a clasificar, pero no niego que tras mis fotos se encierran ciertas pulsiones sexuales implícitas… si no, fotografiaría naturalezas muertas.

carmelo-blazquez-7

H.C: Estas fotos que nos has cedido, ¿corresponden a alguna serie?

C.B: Efectivamente pertenecen a mi serie MYTHOS.

Estas fotos son tan solo una muestra del trabajo que durante los ultimos años he desarrollado entorno a los mitos que habitan mi imaginario: héroes, dioses, semidioses, santos, mártires…obsesiones, temores, miedos, deseos…lo sagrado, lo profano y lo humano… todo ello me ha servido para rendir homenaje al arte del mundo Antiguo y a los maestros renacentistas, a los modelos anónimos que posaron para hacer reales las obras de arte que ahora conocemos y a aquellos primeros fotógrafos del desnudo masculino.

Estas imágenes tan solo pretenden mostrar mi concepción de la belleza…y sin embargo en ellas permanece atrapado un instante irrepetible, pues cada uno de los modelos que aparecen han recibido el don de la juventud eterna gracias a la magia de la fotografía y a la vez, un simple objeto los ha transfigurado de simples mortales a personajes mitológicos, dioses, héroes, santos o monstruos…eternamente jóvenes…pues como decía Leonardo Davinci: La belleza perece en la vida, pero se hace inmortal en el arte.